cambios de mentalidad

Cambios de mentalidad a dominar antes de poner tu negocio

Por – 

Al iniciar un negocio nuevo, debes hacer cambios de mentalidad para comenzar esta nueva etapa pero, ¿por qué no empezar desde antes y estar preparados para empezar con el pie derecho?


Al iniciar un negocio nuevo, debes hacer cambios de mentalidad para comenzar esta nueva etapa pero, ¿por qué no empezar desde antes y estar preparados para empezar con el pie derecho?

Cuando estás pensando en poner un negocio, es inevitable tener una batalla en tu cabeza, pues surgirán muchos sentimientos positivos al respecto que se mezclarán con algunos negativos. Es normal que te sientas ansiedad y motivación al mismo tiempo que nervios e incertidumbre, y más cuando has trabajado en un horario fijo durante varios años, has recibido indicaciones sobre qué hacer, y a qué hora llegar o irte. No obstante es importante que comiences a considerar ciertos cambios de mentalidad para poder lograr tus objetivos.

Sin embargo, seguir las órdenes de alguien más puede causar que pierdas tu propio sentido de autodirección. Los cambios de mentalidad adecuados no significan que nunca volverás a sentir inseguridad o nerviosismo, sino que serás capaz de controlar estas emociones que te limitan a alcanzar todo tu potencial.

Sí, todavía con esto, experimentarás pensamientos negativos y emociones, pero una mentalidad exitosa automáticamente los cambiará a positivos y, con esta confianza, irás progresando y rara vez te estancarás en la procrastinación. Por eso, el día de hoy te compartimos 3 cambios de mentalidad que deberás dominar antes de comenzar tu negocio propio:

  • El controlador de secretos

Tu inconsciente juega un papel muy importante en tus pensamientos y en los resultados que son consecuencia de ellos. Si en este momento no eres consciente de lo que tu inconsciente te dice, lo más probable es que tenga un efecto negativo en tu éxito.

El inconsciente absorbe y procesa todo lo que te rodea, para después reproducir esta información y brindártela en forma de mensajes de confirmación. Lo que sea que exista en tu inconsciente puede expandir o disminuir tus posibilidades de alcanzar el éxito cuando comiences un nuevo negocio.

El primer paso para hacer cambios de mentalidad es comenzar con tu inconsciente a través de la meditación. En la Gaceta de Harvard se explica que la meditación cambia la estructura cerebral, pues realizar esta actividad durante 8 semanas incrementa las áreas del cerebro que ayudan a controlar la regulación de las emociones y el procesamiento autorreferencial.

Asimismo, existe evidencia de la disminución de estas áreas cerebrales, pues el volumen celular en la amígdala, la cual es responsable del miedo, ansiedad y estrés, mostró una reducción de sus niveles en personas que meditan regularmente. Además de esta actividad, también es de gran ayuda pasar tiempo en silencio, pues te ayudará a descubrir las razones detrás de por qué estás conteniéndote.

Siéntate en un lugar donde no seas molestado(a), agarra lápiz y papel, y colócate en una posición de meditación. Anota todas tus preocupaciones y aquello que te causa ansiedad. Escucha y siente lo que tu inconsciente está tratando de decirte: ¿cuáles son tus miedos?, ¿por qué esto no te está ayudando a alcanzar tus metas?, ¿está tratando de protegerte de algo?

Haz una lista de las razones generales y entonces comienza a excavar en tu mente para obtener las respuestas más específicas. Por ejemplo: Una razón general es que inconscientemente le tienes miedo al éxito, pero ¿cuáles son las respuestas específicas? ¿Temes decepcionar a la gente?, ¿te da miedo alejarte de tus principios?, ¿te aterra que tu negocio absorba toda tu vida?

Tu inconsciente está tratando de prevenir que te lastimes y te decepciones, así que mejor utiliza esta oportunidad para encontrar respuestas genuinas en las que no intervengan los juicios y la ira. Explora tus razones por las cuales esta es la información fundamental que necesitas para hacer cambios de mentalidad.

  • El lujo de los pensamientos negativos

El ámbito de los negocios es rudo y a veces la vida puede intensificar la presión. Indudablemente, puede parecer que quedarse en pijama, comer helado y sentir pena por uno mismo todo el día es la mejor opción, pero esta actitud nunca creará algo positivo. Una vez que has empezado a ser consciente de tus pensamientos y te has comprometido a tener una actitud positiva, tu percepción del mundo cambiará, al igual que tu mentalidad.

Dedica un día a convertirte en espectador de tus propios pensamientos y monitorea todos tus pensamientos normales sin interferir en ellos, pero cada que tengas un pensamiento negativo, haz una nota mental de esto. Al final del día, cuenta los razonamientos nocivos y checa si siquiera puedes recordarlos en su totalidad. Si no es así, entonces es tiempo de cambiar. En lugar de concentrarte en lo negativo, ¿por qué no te enfocas conscientemente en los pensamientos positivos?

Piensa en lo que te hace muy feliz, en lo que amas, piensa mucho en esto hasta que no puedas evitar sonreír. Cuando tengas muy presentes esos sentimientos positivos, podrás empezar a escribir las cosas por las cuales te sientes agradecido(a). Este proceso tiene que ser personal, aunque no necesariamente obvio.

Por ejemplo: “Me siento agradecida por tener una familia que me ama”; “Agradezco que mi padre me llame por teléfono para saber si llegué bien al trabajo/casa/etc.”, “Soy afortunado de tener un socio que me ayuda a seguir adelante cuando tengo ganas de renunciar”.

Escribe de 3 a 5 puntos por los que sientas gratitud. La próxima vez que tengas un pensamiento negativo, toma un minuto para juntar las cosas positivas y agrega un detalle a la lista; respira profundamente y exhala despacio. Mientras haces esto, imagina que estás sacando toda la negatividad y solo queda gratitud y pensamientos positivos dentro de ti. Hacer cambios de mentalidad implica comenzar a tener más pensamientos positivos.

  • El camino al éxito se ve así

Los dueños de las empresas nuevas siempre se ponen metas para alcanzar sus objetivos y hacer que sus negocios crezcan, pero cuando esto no concuerda con los tiempos que han establecido, la impaciencia y la frustración pueden hacerse presentes. Estos sentimientos generan negatividad, ansiedad y frustración, creando una mentalidad que se debe evitar a toda costa, pues genera un estado constante de persecución que te aleja de tus fines.

Debes relajarte y saber que ninguna cantidad de atajos derivan en éxito, ya que no existen atajos, trucos, secretos o técnicas fáciles para alcanzar tus objetivos. Lo mejor es mantener el enfoque en el crecimiento y establecer principios fuertes para que tu mentalidad se mantenga en el lugar de los procesos cuidadosos.

Cuando se trata de iniciar un negocio nuevo, un error común es creer que tantos años de seguir la rutina del horario fijo de trabajo, no repercute en la construcción de una mentalidad orientada al éxito. Puedes romper este esquema y darte cuenta que esta forma de pensar que tanto buscas, ya está en ti, solo tienes que activarla. La semilla ya está plantada, solo hay que alimentarla y dejarla crecer.




¡Solicita tu préstamo ahora!

Obtén tu préstamo con Autoaliviana En menos de 24 horas sin investigación de buró de crédito y sin aval